Se trata de una construcción de un muro con cajas de cartón que dejan el hueco de una puerta abierta y sin hoja.

El visitante al pasar oye el estruendo de un portazo tras el.

Esta obra se presentó en el Aula de cultura de Basauri y en ARTELEKU en Donostia.

Ficha Técnica

Instalación sonora.

Sensores de infrarrojos conectados a un teclado con  sampler del sonido de un portazo